¿Pero qué puñetera sensibilidad?

Estaba pasando esta tarde de domingo viendo en Youtube vídeos de los Pet Shops Boys, dúo musical británico de mi época de infancia y adolescencia, y cuando he puesto la maravillosa “Being Boring“, me he encontrado con un aviso de Youtube diciendo que podría “herir la sensibilidad del espectador“.

¿Pero qué puñetera mierda es ésta? Así, con todas las letras e hiriendo la sensibilidad del lector buenista.

Llevo viendo este vídeo desde 1990, y al principio lo veía en la propia televisión pública abierta y en el llamado estúpidamente horario infantil.

Joder, si un vídeo como el de “Being Boring” hiere la sensibilidad de alguien pues ¡que se joda! Y no lo vea.

Pero ¿hasta qué punto hemos permitido que la estupidez se crea que puede decirnos lo que sentir o no?

Vamos, que si la época en la que fui niño, los ’70-’80 del siglo pasado, se está convirtiendo en mítica es precisamente porque fue una época de experimentación extraordinaria. Pese a quien le pese.

Este tipo de sociedad actual no es la que quiero para mis hijos, quiero una en la que piensen por sí mismos y decidan por sí mismos y elijan lo que les dé la gana sin que ningún imbécil de turno, corporativista o gubernamental, les advierta de sensibelerías de mierda.

Ahí lo dejo dicho.

Puedo morir tranquilo, ya lo he visto todo


Kim Kardashian West en la Casa Blanca, como miembro de una comisión para reformar el sistema judicial de EE.UU.

¿He escrito alguna vez que el mejor programa de televisión actual es el de las Kardashian? ¿Alguien creía que era una broma?

Hace unos años no me perdía ningún episodio de The Apprentice, y Donald Trump llegó a la presidencia de los EE.UU.

La realidad siempre es más extraña que la ficción.

De verdad, estoy disfrutando con esta presidencia de Trump. El mundo está en manos de buenísimos actores. Sí, no es broma, es literal.

Los Rothschild y compañía son unos genios, ya se han dado cuenta de que ya no tienen que esconder su teatro porque a la población le da igual.

Ciertamente, éste es un Orden Mundial de Pandereta.

A ver quién se lo puede tomar en serio.

En 1931 lo sabían muy bien

“No se puede legislar a los pobres hacia la libertad legislando a los ricos hacia fuera de la libertad. Lo que una persona recibe sin trabajar, otra persona tiene que trabajarlo sin recibirlo. El gobierno no puede dar a alguien algo que el gobierno no ha quitado primero a otro alguien. Cuando la mitad de la gente tiene la idea de que no tiene que trabajar porque la otra mitad se va a ocupar de cuidarles, y la otra mitad tiene la idea de que no vale la pena trabajar porque otros van a obtener lo que han trabajado, entonces querido amigo, es el final de cualquier nación. No se puede multiplicar la riqueza dividiéndola.”

Dr. Adrian Rogers, 1931.

Es un hecho que Venezuela es el ejemplo actual más claro…

O quizás, seguirán negándolo y afirmarán que han conseguido la patente del sistema de adelgazamiento más eficaz del mundo, que no sólo adelgaza a personas sinó también a comercios.

Dejémonos de tonterías, toda persona cultivada e inteligente sabe que…

Es una lástima que en el lugar en el que vivo muchos sigan sin entenderlo.

Teatro de altas esferas

Supongo que nadie se habrá fijado que ambos trapos, banderas, usan los colores masones… Supongo que no…

Dedicado a los niñatos que se creen todo lo que dice la prensa europea, lameculos del NYT… 😸

Encuentra las diferencias…

¿Se están derritiendo los izquierdistas ya? Supongo que la rabia les carcome.

Pero quería que Corea del Norte nos lanzara bombas nucleares para que Trump pareciera malo
¡No es justo! ¡Dije “Tiempo muerto”!

Todo es teatro, por supuesto. Un día los amigos son enemigos, otro día los enemigos son amigos; y el escenario es enmarcado para que quede bonito…

Y mientras tanto…

Nota: Ninguna imagen es mía, las he encontrado en la red. El meme “¿Eres ya carne de cañón?” es un cartel de propaganda italiano que modifiqué para ponerle la frase.