Cuando te podías reír de las gordas | Se llamaba humor

Hubo un tiempo, -en realidad, el resto del tiempo pasado de la Humanidad excepto el presente,- en el que…

Te podías reír de los gordos y de los flacos.

Te podías reír de los altos y de los bajos.

Te podías reír de los hombres, de las mujeres y de los niños.

Te podías reír de los enfermos y de los sanos.

Te podías reír de los rubios y de los morenos.

Te podías reír de los individuos de cualquier nacionalidad y pueblo.

Te podías reír de los vivos y de los muertos.

Te podías reír del cura y del gobernante.

Te podías reír de los de izquierda y de los de derecha.

Te podías reír del científico y del literato.

Te podías reír de cualquier cosa que te diera risa.

Porque se llamaba humor y no pasaba na de na.

Bueno, sí. Pasaba que te destornillabas de risa y te alejabas por un rato de las penas.

Oh, qué tiempos aquéllos y qué lejanos que parecen.

La Ramona es pechugona… 😂

Humor políticamente muy incorrecto

1. “¿Podrías cederme tu asiento?”

“¿Cuál es tu discapacidad?”

2. “¿No ves que soy una mujer?”

3. “Eso no es una discapacidad.”


1. “Línea caliente suicida, ¿cómo puedo ayudarle hoy, señor?”

2. “Me siento suicida.”

3. “Genial, ¿sabe pilotar un avión?”

Estooo… ¿Tengo que decir lo obvio que tan solo comparto estos chistes encontrados en la red como anécdotas y que yo no tengo nada que ver con ellos? Es que… vivimos en unos tiempos tan estúpidos que…