Por supuesto que no voy a hablar mal de los Clinton

Cuando todos tus enemigos cometen suicidio, ¡supongo que tengo suerte!

Arkanicidio: Normalmente ocurre antes de un testimonio programado. También conocido como Baño Sucio de Arkansas, es la muerte repentina de un individuo que tiene información sobre los Clinton. Los policías y los forenses siempre lo determinan como suicidio incluso si se ha disparado dos veces en el cráneo.

Esa siesta que te tomas… Cuando está programado que testifiques contra los Clinton.

No, por supuesto que no voy a hablar mal de los Clinton. Amo mi vida en demasía.

Porque suelen pasar cosas como a ese millonario Epstein, que estaba en vigilancia anti-suicidios pero las cámaras dejaron de funcionar y dio la casualidad que los vigilantes abandonaron un rato dicha vigilancia justo en ese momento y al volver lo encontraron suicidado.

No, dejemos a realeza clintoniana en paz, sólo es que tienen muuucha suerte 😱

No hubieron bebés robados en España

Pues resulta que la mujer que denunció el robo masivo de bebés en España ha encontrado a su madre biológica, y ésta le ha explicado que la dió legalmente en adopción. Y el castillo de naipes de la trama se ha derrumbado.

Será por eso que nunca se encontraron pruebas en ninguna causa judicial abierta por las denuncias. El caso era culpar al malvado franquismo siguiendo la estela de la trama argentina. Los diarios de desinformación masiva de la izquierda se dedicaron a realizar grandes reportajes, culpando con nombres y apellidos a doctores y a curas y a monjas. Por supuesto, en este momento las disculpas y compensaciones al honor de las personas falsamente manchadas brillan por su ausencia en dichos medios.

No hubieron bebés robados masivamente en España, y eso debería hacernos respirar con alivio. Aunque nunca hay que dejar caer la guardia.

Siguiendo con los bulos difundidos a bombo y platillo, que se están destapando en estas últimas semana, aparece el caso del Bar España. Ese caso truculento de abusos a menores en el levante peninsular ibérico por gentes de la élite española, incluso con asesinatos ocultos y cultos extraños, que los medios alternativos de paranoia masiva tomaron como suyo. Pues ná de ná. Los autores del bulo han confesado cómo se inventaron el bulo, y cómo se construyó una bola gigante de falsas pruebas que durante años lo convirtieron en un caso plausible de alta conspiración. Hala, pues a buscarse otra paranoia.

Ha pasado como con la trola de Ummo, en la que su creador explicó por activa y por pasiva en varias entrevistas que se lo había inventado. Pese a ello, cierto canal millonario de subscriptores insiste e insiste. Pues que insista, que eso no hace que vaya a cambiar la verdad de su falsedad.

Como ya he dicho alguna vez, mi estrategia es creérmelo todo a primeras. Y luego, contrastarlo para comprobar su veracidad o no. Doy crédito hasta que ya no lo tiene. Así es como siempre he hecho las cosas para romper los límites. Pues Sherlock Holmes ya decía que, tras deshechar todo lo que no es, lo que queda, por muy extraño que aparezca, es la verdad. En todo eso, un gran porcentaje acaba demostrándose como falso. Pero hay que comprobarlo, y ensuciarse y equivocarse si es necesario.

Mientras, se acusa al presidente de EEUU, Donald Trump – hombre naranja malo malo -, de racista por arremeter contra cuatro congresistas invitándolas, porque las cuatro son mujeres – qué sorpresa -, a irse del país si tanto odian a EEUU.

Trump ya ha comenzado su campaña. Este circo que ha montado atacando a las cuatro “damas comunistas” demócratas odiadoras de EEUU para que le llamen racista no ha sido más que una estrategia para poner de relieve que el partido demócrata ha sido infiltrado por comunistas, y el resultado ha sido que los demócratas están discutiendo entre ellos. Si no cambian mucho las cosas, y los demócratas no dejan de actuar como tontos útiles, tenemos a Trump para rato. Porque luego pondrán a su hija rubiales, Ivanka, como candidata. Será una nueva dinastía real imperial como las de los Bush y los Clinton.

Y volviendo a las Españas, una gravísima desgracia está a punto de caernos encima. La gravedad del asunto es tal que ninguna alarma es poca: la entrada de los criminales comunistas bolivarianos en el gobierno central, que si no hay nada que lo impida se hará efectivo esta próxima semana. Lamentablemente, el ejército español no es el que era y es prácticamente imposible que nos salve de la desgracia – como el ejército chileno salvó a Chile en 1973. Lo único posible es que la oposición se ponga las botas y haga todo lo que esté en su mano para que este nuevo gobierno no dure demasiado. Es mejor no tener ningún gobierno a que los comunistas nos desgracien la vida, tal como saben hacer tan bien, que a crear catástrofes nadie les gana.

Y para finalizar este conjunto de palabras, recordemos que se celebran los quinientos años de la vuelta al mundo de Elcano y Magallanes. Así era el Imperio Español, nada de teorías científicas. ¿Que hay que demostrar que la Tierra es redonda? Pues nos montamos en un barco cascanuez a la aventura, sin saber qué desgracias nos pueden acontecer y, hala, a girar el mundo. Y encima nos sale bien. Pobres atontaos terraplanistas, ejem ejem.

 

 

Mis reflexiones de hoy, viernes 21 diciembre 2018

Mis reflexiones de hoy en https://gab.com/jmgoig

Y ahora EEUU anuncia una retirada parcial de Afganistán. Si Trump no existiera, habría que inventarlo.

Vaya, un gobierno extranjero se reúne en Barcelona como Pedro por su casa, ¿y pretenden que los ciudadanos de la República no protesten por esta intromisión intolerable? Hasta ahora los catalanes hemos sido excesivamente buenos.

Que Trump acaba de tuitear que si los demócratas no votan por la seguridad fronteriza, que cierra el gobierno hoy. Qué bueno.

Anuncio…

El crímen sí paga

George H. W. Bush, miembro de Skull and Bones, de Yale

La ha palmado George H. W. Bush a los 94 años.

David Rockefeller la palmó a los 101, tras siete, cuéntalos, siete, transplantes de corazón.

No es una opinión, es un hecho: el crímen sí paga. Y fabulosamente bien.

Y no me refiero a los chorizos patéticos que se esfuerzan por cuatro lentejas. Me refiero a esta gentuza que causa la muerte de centenares de miles de individuos en su provecho.

Los llaman sionistas, los llaman satanistas. Pues bien, las evidencias son las evidencias: les funciona.

Y, además, lo de este George H. W. Bush ya le venía de familia, su padre, Prescott Bush, fue pillado enviando dinero a los nazis desde su banca privada en ¡plena Segunda Guerra Mundial! Vamos, qué lindeza.

Así que el hijo no se quedó atrás, participó en la conspiración que mató a JFK, fue jefe de la CIA, luego vicepresidente de los EEUU, luego presidente y, para más honra, colocó al inútil de su hijo, otro George, también como presidente. Fantástico.

Por supuesto, su muerte será alabada con honores, como un héroe que fue de la sociedad humana.

Dejémonos de tonterías, los hechos son los hechos. Este mundo, y esta sociedad humana, tienen lo que se merecen.

¿Sociedad humana? ¡Puaj!