Más experimentos

Hay quienes dicen que los experimentos con gaseosa, pero ¿cómo se puede innnovar si no experimentamos? ¿Cómo podemos alcanzar nuevas metas si continuamos haciendo lo de siempre?

A partir de ahora este blog no permite los comentarios.

No es que los cierre porque los tema, porque no hay muchos comentarios, y los que hay, el 98% son positivos.

A partir de ahora para comentar, criticar y hacerme saber tu opinión tienes dos formas de hacerlo:

  1. Usando el formulario de contacto.
  2. Usando tu propio blog, enlazando al post al que te refieres.

Este nuevo experimento se une a la deshabilitación de los buscadores, y de los botones de compartir.

Parece que es como si quisiera quedarme solo, ¿no? Al contrario, todo escrito merece lectores además del autor. Sencillamente es una manera distinta de hacer las cosas.

No se puede ser diferente si se hace lo mismo que el resto, ¿verdad?

Tampoco temo a que dejes de leerme. Por ejemplo, este blog ha perdido dos suscriptores en estas últimas semanas. O en mi cuenta cerrada de Twitter hay 35 seguidores que no han aguantado lo que tuiteo en estos últimos tres meses. Eso está genial, es como una limpieza, y así quedamos los que tenemos que ser.

Así pues, seguiré experimentando y ajustando este espacio a mis cambios personales. Porque soy de los que aplican los conocimientos que voy adquiriendo.

Creer que uno ha de ser firme en una manera de pensar cuando descubre nuevos caminos que le afectan, me parece que es de atontados.

Sin aún no te has dado cuenta, este blog es extraordinario porque se sale de lo ordinario.Y tú como lector, también lo eres porque has elegido leerlo.

¡Experimentemos!

¿Qué es el dinero residual y cómo puedo conseguirlo?

Todavía hay una gran parte de la población que piensa que para conseguir dinero hay que trabajar con pico y pala como obrero en una empresa.

Esto me lo encontré hace veinte años en el barrio obrero en el que crecí, y me lo encuentro ahora en el barrio obrero en el que vivo.

¿Lucha obrera? ¡Venga ya!
¿Lucha obrera? ¡Venga ya!

La mayoría de esta población no entiende lo que es el dinero residual, y que en estos tiempos pueden acceder a recibirlo sin problemas.

Y tampoco entienden lo que son los negocios en red, desconfían de ellos como si fueran esquemas para engañarles.

Están muy equivocados, y no queda más remedio que aprender todo esto porque los robots van a dejarlos pronto fuera de juego en el trabajo físico.

Creo que voy a tener que hacer unos cuantos vídeos didácticos sobre el tema, pero voy a plasmar aquí las ideas principales.

El dinero residual lo defino como el dinero que se obtiene repetidamente de un solo esfuerzo.

Es decir, mientras que los trabajadores “normales” tienen que ir al trabajo cada día para cobrar cada mes, y su trabajo depende de sus jefes y propietarios de las empresas, los trabajadores que ganan dinero residual hacen justo lo contrario.

Me pondré a mí mismo de ejemplo con dos maneras con las que obtengo dinero residual:

  • Escribo un libro una vez, y pasados días, semanas y años, sigo recibiendo dinero de sus ventas.

  • Hago un vídeo una vez, lo subo a youtube, y como partner recibo dinero cada vez que alguien lo ve, sea cuando sea.

En ambos ejemplos hago un esfuerzo una vez, y luego recibo compensaciones económicas una y otra vez.

Las cantidades pueden ser pequeñas o grandes, pero no están limitadas, ni por la cantidad a percibir ni en el tiempo.

El lado negativo es que si no compran mis libros o ven mis vídeos me quedo sin cobrar, o cobro demasiado poco.

Pero dependo de mí mismo porque puedo crear más libros y más vídeos, y promocionarlos, y no tengo jefes.

Todo depende de mis habilidades, que, si no eran buenas al principio, con la experiencia estoy aprendiendo a mejorarlas.

Luego, me preguntarás: no todo el mundo sabe, ni quiere, escribir libros o hacer vídeos, entonces, ¿cómo puedo también conseguir dinero residual?

Aquí entran las empresas que en vez de crear un entorno clásico piramidal de empresa-trabajadores, crean un entorno en red de empresa-distribuidores.

Éste es un punto importante porque la mentalidad obrera parece no querer entenderlo.

Me encuentro de vez en cuando a gente así, que, cuando les explico este sistema de mercadeo en red, están convencidos de que les están engañando, es ilegal o algo peor.

Ven como normal el esquema piramidal tradicional de explotación patrón-obrero pero no entienden que hayan empresas que quieran compartir sus ganancias.

Les han enseñado que todo lo que parece ser demasiado bueno para ser cierto es mentira.

Pero a veces las cosas sí son buenas, y es su programación negativa la que les está engañando, y niegan una manera de ganar dinero que les permitiría salir del esquema de explotación en el que están inmersos.

Un ejemplo de compensación residual en red es la que ofrece la empresa Karatbars para la distribución de su producto: pequeños lingotes de oro.

Mediante un trabajo de recomendación, los socios-distribuidores van aumentando su volumen de negocio hasta llegar a un punto que, por el mismo esfuerzo, las ganancias monetarias son muy substanciosas.

Es así de sencillo, nada de obedecer a un jefe, nada de tener miedo a que te despidan, nada de límites salariales, nada de ir cada día a un trabajo con horario fijo, nada de lucha obrera

La situación aquí es completamente ganador-ganador.

Gana la empresa al reducir costes y ganan los socios-distribuidores al no tener límite de ganancias.

Ésta es otra cosa de la que desconfía la mentalidad obrera: no parece entender una situación ganador-ganador y parece tener envidia de que la otra parte también gane.

Y es la gente con esta mentalidad la primera en decir que es un esquema piramidal, cuando el único esquema piramidal, social y profesional, es justo el que les está explotando ahora mismo.

Y es una gran pena encontrarse con mentalidades así de cerradas, porque son incapaces de ver la salida a sus problemas, aunque se les ponga como bandeja de plata delante de sus ojos.

Por eso, ahora mismo mi misión principal es hacer ver esta situación, y lograr que vaya cambiando.

Espero que con este post te haya resuelto algunas dudas sobre el tema, y lo tengas ahora más claro.

Modificado y actualizado de: http://blog.jmgoig.org/2014/05/que-es-el-dinero-residual-y-como-puedo-conseguirlo.html

Cambio de imagen

Dejo anotado para la historia de este blog que hoy, 25 de agosto del 2015, según el calendario oficial occidental impuesto, vuelve a cambiar de imagen.

He elegido un tema con títulos y letras más grandes para una mejor lectura.

Anteriormente, este blog usaba el tema “Manifest“, a partir de ahora usará el tema “Big Brother“… ¿qué mejor apropiado que un tema con este nombre?

Porque entramos en una nueva etapa en el mundo, y, por consiguiente, en nuestras vidas.

Seguimos juntos adelante, hacia lo desconociodo y emocionante.

Te doy la bienvenida a esta nueva etapa de mi blog personal

image
Para evitar la crítica, no digas nada, no hagas nada, no seas nada

Hay momentos en los que sentimos que tenemos que adaptarnos a un nuevo entorno para avanzar, y siento que estoy en uno de esos momentos.

Y para plasmar esta nueva situación, no puedo más que adaptar mi blog personal, anteriormente “anti-blog”.

Se acabó el hacer difícil su acceso y su lectura, es el momento de abrirlo a todas las personas que quieran apreciarlo.

Nunca he querido ser ni un líder ni un gurú, pero me he dado cuenta de que lo que sí puedo ser es un faro.

Espero que no se me considere pretencioso por ello, pues no lo he buscado conscientemente, pero he acabado por aceptar que estoy en una situación en la que muchas personas aprecian lo que escribo, lo que digo y lo que pienso.

Y les haría un mal servicio si continuara escondiendo, éste, el lugar donde me siento más cómodo para compartir mis pensamientos.

Sin embargo, estos cambios no van a ser más que en accesibilidad: voy a comenzar a manejar este blog de una forma más clásica, con títulos en los posts, con etiquetas, con categorías, compartiéndolo en las redes y escribiendo en la ortografía oficial.

Pero el contenido va a ser como siempre, siguiendo su espíritu: “lo que en otras partes no se atreven a decir, aquí es lo normal“.

Voy a seguir usando este lugar para escribir en el momento que se me ocurra algo, o me pase algo, compartiendo sucesos de forma inmediata, desde mi móvil, como siempre lo he hecho.

Así pues, estoy encantado de que estés ahí, y espero que sigas acompañándome en mi camino, también tu camino.

¡Vamos allá!