El YoutubeTon, lo que nadie esperaba

El ARTE, con mayúsculas, suele ser incomprensible para quienes no quieren entenderlo.

Su único límite es el que impone su creador.

Siempre me he autodefinido como “creador“. No como youtuber, no como tuitero, no como escritor, no como dibujante de cómics, no como artista gráfico; sino como creador.

Y los creadores creamos por crear sin importar el impacto de nuestras creaciones.

De niño recibí tres premios de dibujo, dos de mi escuela y uno de la ciudad en la que crecí, L’Hospitalet de Llobregat.

Luego, en mi adolescencia y juventud me dediqué a escribir poemas y a dibujar con bolígrafo, obras que divulgué años más tarde en internet.

Más tarde, escribí libros y dibujé cómics, obras que también están disponibles en la red.

Ahora, estoy usando el vídeo en Youtube, como medio de expresión creativa.

Y conozco a la audiencia de mi canal, es bastante conservadora y poco dispuesta a aceptar cosas extrañas.

Por ello, hoy he creado el “YoutubeTon“, palabreja mezcla de “Youtube” y “Maratón“; como esos programas recaudatorios de la televisión.

Por supuesto, he descolocado con estos directos a mi audiencia formal, jejejé.

He comenzado con una hora de una imagen fija por la madrugada:

Luego, he intentado hacer lo mismo por la mañana, pero en veinte minutos los rayos del sol a través de la ventana han calentado tanto mi móvil que se ha apagado solo. He tenido que enfriarlo y recuperarlo. Buf, qué susto, pensaba que me quedaba sin él…

Más tarde, me he puesto a leer las noticias de la mañana en mi agregador de RSS…

Después, he emitido en directo cómo miro vídeos en Youtube, pero me han enviado un aviso de copyright. El vídeo es sin sonido, pero igualmente uno de los canalaes de youtube que he mirado me ha enviado un aviso de copyright; así que he puesto el vídeo como privado y no puedo compartirlo aquí.

Luego, he comenzado a trolear a mi audiencia con este vídeo emitido mientras lavaba los platos…

He seguido aumentando el tono del troleo en el siguiente vídeo donde he comenzado a cocinar unas patatas fritas…

Y la apoteosis final ha sido en este otro vídeo en el que he anunciado que ¿finalizo mi canal?…

Por supuesto, entre tú y yo, no voy a cerrar mi canal, pero voy a dejar las cosas en el filo hasta este próximo 11 de mayo de 2017, fecha del cumplimiento de los 10 años de mi canal.

10 años, ahí es nada. No haré más vídeos en mi canal principal hasta el vídeo de “celebración” de mi décimo aniversario en Youtube. Pero, shhh, eso que quede entre tú y yo, no se lo digas a nadie.

Ah, y una anécdota: los vídeos están en gran parte sin sonido porque hoy mis hijos han invitado a un amigo suyo y mi casa parecía un patio de grillos.

Ahora ya lo sabes.

Ha sido otra creación “anti-gurú” para alterar a mi audiencia que me tiene etiquetado de tal manera que siempre espera lo mismo de mí.

Sin embargo, lo único que permanece es el cambio.

Espera lo inesperado.

Prevee lo imprevisible.

Otro día, más.