¿Está Youtube haciéndome de nuevo la puñeta?

“Nadie es más odiado que aquél que dice la verdad.” Platón

Vamos a ver, hasta ahora lo normal era que si aumentaban las visualizaciones, aumentaban los ingresos.

Pero como se puede observar en las gráficas, no se necesitan los datos concretos, desde finales de diciembre esa correlación ha dejado de ser así.

Los picos de visualización y de minutos visualizados ya no corresponden a los ingresos. Es más, como se puede ver, aumentan las visualizaciones y descienden los ingresos.

Incluso la duración media de visualización ha aumentado.

De verdad, es como si hubiera una intención clara de hacérmelo imposible. Es como si el mensaje fuera: da igual lo que te esfuerces que no permitiremos que sobrevivas.

Mi canal tiene más de 50.000 subscriptores, pero mis nuevos vídeos no suelen pasar del 2% el primer día, apenas unos 1.000 ven mis nuevos vídeos el primer día. Y a veces, ni eso.

¿Dónde está el 98% restante? Entiendo que no todo el mundo ve los vídeos de un canal, pero ¿el 98%? ¿Tan poco interesantes son mis vídeos?

En este momento he comenzado a compartir vídeos antiguos para intentar arrancar céntimos de las visualizaciones. Pero es casi nada.

Así que, ¿es el momento ya de rendirme, de tirar la toalla y dedicarme a buscar comida en los contenedores de basura? Parece ser que YouTube se alegraría enormemente de ello.

Y si no me rindo ahora, ¿hasta dónde podré aguantar? ¿Cuál será mi punto de rotura?

¿Cuánto me queda? ¿Meses? ¿Semanas? ¿Días? ¿Horas?

Aprovecho para reiterar esto…

Gracias a los poquísimos financiadores que me están apoyando actualmente, puedo pagar los dominios que uso, el alojamiento de este blog y casi nada más.

Al final, no sé, todo parece que acaba dando igual. ¿Vale la pena seguir exponiéndome para esto?

🤔