Excelentes notas

Hoy ha sido el día que teníamos que ir a recoger las notas finales de nuestros hijos.

Así que para allá nos hemos ido esta mañana.

Ha sido una experiencia… bueno… aduladora.

De verdad.

Ambas profesoras estaban encantadísimas con nuestros hijos.

No sólo por las notas escolares, llenas de excelentes.

La profesora de mi hijo menor, que el próximo curso irá a cuarto de primaria, nos ha dicho que no es necesario que compremos cuadernillos de repaso.

Que con que nuestro peque siga leyendo libros en castellano y en catalán este verano es más que suficiente.

Una curiosidad es que sabe que soy youtuber porque una vez se le escapó a mi pequeñín.

Pues vale.

Por el otro lado, la profesora de mi hijo mayor estaba como flotando de emoción; sí, sin exagerar, porque mi hijo ha superado de largo por la parte alta la media de toda Cataluña en los exámenes de Competencias Básicas.

Lo ha llamado “genio” varias veces.

Increíble.

Y, por supuesto, nos ha dicho que deje de estudiar este verano y que se divierta lo máximo posible.

Y el curso que viene, irá al instituto, a cursar ESO (Enseñanza Superficial Ofuscante).

Olga y yo nos hemos reconocido en las diferentes anécdotas que las dos profesoras nos han contado sobre nuestros hijos, porque ambos estuvimos siempre entre los mejores estudiantes de las clases a las que fuimos de niños.

Pero, de verdad, y ya lo he dicho varias veces, con la bajada de nivel en la educación, siempre hemos dado por descontado que nuestros hijos no tendrían problemas.

Es más, les es bastante sencillo destacar.

Por supuesto, no hemos dicho nada de esto a sus profesoras, les hemos agradecido su trabajo durante el curso y les hemos deseado un buen verano.

Sí, puede parecer hipócrita, pero no vale la pena sacar ciertos temas en estos casos.

Dejamos que el agua siga fluyendo y que tengan la imagen que quieran construirse.

Se lo dije a mis dos hijos desde el principio, desde que entraron a los tres años: “la escuela es muy fácil, hacedlo lo mejor posible y tendréis una época de escuela cómoda.”

Sin presiones, porque no son necesarias.

Y así está siendo.

El plan funciona porque es un buen plan.

Sencillo.

Sin sorpresas.

Bueno, en el colegio están convencidos de que el sistema educatvo funciona.

Ah, bien, que sigan creyéndoselo.

Nosotros a la nuestra.

6 comentarios en “Excelentes notas

  1. Comparto vuestra alegría de padres, yo no he tenido hijos, pero desde que empece a interesarme por tu trabajo a través de Internet has conseguido, poco a poco, que me sienta unido a ti y los tuyos, porqué comprendo el valor y voluntad que tienes para haber renunciado a puestos de trabajo “seguros”, y probablemente “para toda la vida”, para no ser un dócil y sumiso esclavo del Sistema Social Mundial. Tu mensaje es tan enriquecedor para todos los que te conocen cada día, que te mereces el reconocimiento de los docentes del colegio, dándote con ello energía para seguir, gracias a la alegría de estar desarrollando satisfactoriamente a dos hijos integrados y al mismo tiempo independientes del Sistema, porqué les estas enseñando, al igual que a los que te sigan por Internet ahora y en el futuro, que “si se quiere, se puede conseguir todo” hasta o que parece más imposible.
    Gracias por tu esfuerzo diario y que disfruteis merecidamente del periodo vacacional escolar.

    Le gusta a 1 persona

    1. Y la empresa de la que me despedí de su “trabajo seguro” hace siete años quebró el verano pasado dejando a mis excompañeros con “sus patitas en la calle”, como se dice.
      Gracias, José Rafael, por seguir mis aventuras en esta vida, y deseo que las tuyas también sean como tú desees.

      Me gusta

  2. “El colegio no sirve para nada, es una pérdida de tiempo” Que curioso que lo que siempre hemos pensado todos alguna vez cuando éramos niños, más tarde se ha demostrado ser verdad. Yo he terminado la carrera de arquitectura técnica hace un año y voy por los sitios diciendo que “quiero trabajar gratis para usted” y ni así me sale trabajo. Los ingresos que tengo son por actividades que hago como vender por Internet, arrendar trasteros, invertir en bolsa y minar criptomonedas. Gano casi lo mismo que ellos haciendo lo que realmente me gusta pero la presión social es insoportable “tienes que trabajar para cotizar”, “lo bueno es trabajar para otro” y demás mentiras reiterativas que la gente repite sin pensar, porque quieren convertirte en un psuedoesclavo como lo son ellos. Yo cuando tenga hijos les voy a poner la televisión pero para ver Dragon Ball y les voy a comprar la Play para que jueguen al Final Fantasy VII, esa será su base educativa ;D

    https://polldaddy.com/js/rating/rating.js

    https://polldaddy.com/js/rating/rating.js


    https://polldaddy.com/js/rating/rating.js

    Le gusta a 1 persona

    1. Eso de “el colegio es una pérdida de tiempo” ya me lo dicen mis hijos, Alberto. Menos mal que te has dado cuenta de la realidad. Lo importante es inventarnos las formas de atraer dinero a cambio de lo que nos gusta. El tiempo es nuestro. Y lo que hagan los demás, bueno, nos apenará, pero es su opción. No podemos permitir que nos obstaculicen a los que hacemos las cosas bien.
      Mis hijos, por ejemplo, estos días han estado viendo “Urusei Yatsura” de Rumiko Takahashi.

      Me gusta

Los comentarios están cerrados.