Menos palabras, más acción

Es posible que no actualice este blog, y el resto de mis blogs públicos, con la frecuencia que lo he estado haciendo hasta ahora.

En este momento me estoy enfocando en lograr que la gente ahorre con oro como única vía de salvación económica.

El tiempo se nos echa encima.

Mi red de ahorradores de oro es como una lista de Schindler, sin exagerar lo más mínimo.

Esta “crisis” tiene las pintas de ser muchísino peor que la del 2007.

Seguiré compartiendo en círculos cerrados y próximos; muchos que me leeis ya sabéis donde.

Para contactar conmigo, ya sabes, usa la página de contacto de este blog. Te responderé en cuanto pueda.